jueves, abril 11, 2024
Colombia

Personería del municipio de Puerto Rico (Caquetá), fue insistente al denunciar a disidencias antes del bombardeo

Desde el pasado 28 junio envió documentos al Ejército Herner Evelio Carreño, personero del municipio de Puerto Rico (Caquetá), advirtiendo sobre el reclutamiento de menores y la extorsión a ganaderos y comerciantes por parte de las disidencias de las Farc.

Las comunicaciones fueron enviadas cuatro meses antes del bombardeo de la fuerza pública contra un campamento de las disidencias de las Farc, en el que murieron ocho menores de edad entre 12 y 17 años, el pasado 30 de agosto.

Este hecho precipitó la renuncia del ministro de Defensa, Guillermo Botero, tras haber sido acusado en el Congreso de haber ocultado la información al país y al propio presidente Iván Duque.

La primera carta fue enviada el pasado 28 de mayo por el personero de Puerto Rico al teniente coronel Dairo Nicolás Hernández, comandante del Batallón Especial Energético y Vial N. 19.

Si bien en esa carta no se alerta sobre el reclutamiento de menores, el personero Herner Carreño, denuncia que en la zona “existen Grupos Armados Organizados Residuales y/o Grupos delincuenciales organizados, que están haciendo actividad ilícita en este municipio, específicamente en el sector de la Chipa y el corregimiento de Rionegro”.

En la segunda comunicación con fecha 20 de junio de 2019, enviada al mismo comandante del Batallón, el personero revela que las disidencias de las Farc, “están ejerciendo actividades de extorsión a ganaderos de la región y reclutando ilícitamente a nuestros niños, niñas y adolescentes en este municipio”.

Tres días después, el 23 de junio en una nueva carta al mismo oficial, el personero Herner Carreño se ratifica en sus denuncias. La comunicación se repite textual el 23 de julio de 2019.

El 26 de agosto de 2019, el funcionario copia la misma carta, esta vez, al mayor Ricardo Fierro Barón, comandante del Batallón Especial Energético y Vial N. 19, en la que insiste en el reclutamiento de menores y la extorsión a ganaderos y comerciantes de la región.

Fuente: RCN