viernes, mayo 10, 2024
Políticos

Los liberales rumbo a declararse independientes

El martes 28 de agosto el Partido Liberal podría terminar por concretar su decisión de declararse independientes. Todo esto ocurre luego de que el expresidente César Gaviria acompañara desde la dirección de ese partido la candidatura de Iván Duque a la presidencia.

Precisamente un grupo de parlamentarios rojos envió una carta a Gaviria solicitando la declaratoria de independencia, según lo establecido por el Estatuto de Oposición, y a lo cual tendrán plazo hasta el próximo 7 de septiembre, una vez se cumpla un mes de la posesión de Duque. La carta fue firmada por Horacio José Serpa, Luis Fernando Velasco, Guillermo García Realpe, Fabio Amín, Miguel Ángel Pinto, Mario Cataño, Mauricio Gómez Amín, Jaime Durán, y Andrés Cristo.

¿Por qué ser independientes?

La carta intenta ser un llamado a las banderas liberales, como la toma de medidas económicas para disminuir la desigualdad, y la defensa del acuerdo de paz. Por supuesto, todo esto muestra también como varios parlamentarios desde la misma campaña presidencial no se sentían cercanos al proyecto de Iván Duque, como tampoco querían declararse partido de gobierno.

El director del partido César Gaviria, estaría de acuerdo con la propuesta, e incluso la confirmaría este mismo martes ante la bancada, con el apoyo de congresistas liberales tanto cercanos como críticos a su liderazgo dentro del partido.

Otra lectura, nace de la idea de que el liberalismo poco o nada a recibido de la participación del nuevo gobierno, que se ha destacado por nombramientos técnicos y jóvenes, o de personalidades del Centro Democrático, o conservadores cercanos a la vicepresidenta Marta Lucía Ramírez, y así las cosas no habría ninguna motivación para votar en bloque los proyectos del gobierno Duque.

Las ventajas de ser independientes

Además de poder votar uno por uno los proyectos, fijando oposición o acuerdo sobre los mismos, el ser independientes tiene tres ventajas: 1. El partido tendría participación en la Comisión Asesora de Relaciones Exteriores, 2. Les da acceso a las a herramientas de comunicación de las Corporaciones Públicas, y 3. Ser parte de la conformación de las mesas directivas de los cuerpos colegiados.

El panorama además deja sin aplanadora efectiva al nuevo gobierno, que tendría que argumentar o negociar proyecto por proyecto, una tarea que seguramente hará del proceso legislativo algo más detallado, pero también lento, y el desgaste de ese ejercicio o su mantenimiento se verá reflejado en la forma como se relacione con los partidos, en especial con bancadas tan grandes como la Liberal.

Fuente